Hasta las dependencias de la Contraloría General de la República llegó un grupo de diputados UDI, encabezados por su jefe de bancada, Jorge Alessandri, para ingresar una nueva denuncia contra el gobierno por su campaña informativa de cara al plebiscito del 4 de septiembre.

En concreto los gremialistas alegan que desde el Ejecutivo no se ha informado de manera correcta las obligaciones que tendrán los votantes en estos comicios, como lo es el voto obligatorio o el cambio de local de votación.

“Le estamos pidiendo (a la Contraloría) que pase al siguiente paso, que pase a las multas, que pase a los castigos, a los llamados de atención. Porque si después del plebiscito nos van a decir que Camila Vallejo se sobrepasó en el uso del presupuesto no sirve de nada”, dijo el diputado Alessandri.

Agregó que si desde el órgano fiscalizador “nos van a decir que tal o cual ministerio gastó dinero en algo que no era para todos los chilenos, ya va a ser tarde. Entonces, le estamos pidiendo que hoy día cuide a esta institución, que es mucho más grande que el contralor actual. Y siempre ha fiscalizado a tiempo, esta vez notamos que está fiscalizando lento y poco”.

Su compañero de bancada, Juan Antonio Coloma acusó que “el gobierno confunde la información con la campaña y el gobierno tiene que informar a las personas que hay nuevos locales que se anunciarán el 13 de agosto, que el voto es obligatorio, que la persona que no va a votar tendrá que pagar una multa por sobre los 100 mil pesos. Lo que el gobierno está haciendo es una campaña desatada donde no ha sido capaz de anunciarle a la gente la verdad sobre el voto”.

Por su parte, el también parlamentario Felipe Donoso indicó que “aquí estamos frente a lo que es una verdadera corrupción electoral. Tenemos un gobierno que ha ocupado un presupuesto importante de la nación, de todos los chilenos (…) para hacer una campaña tendenciosa, insistiendo en su opción (…). No vemos lo que debiese ser, la información que corresponde”.

Finalmente, el también gremialista Cristhian Moreira indicó que “hemos venido a denunciar al gobierno porque no estaría cumpliendo su deber de informar a la ciudadanía cosas esenciales, como decirle a la gente que el voto es obligatorio y que aquellas personas que no tengan una justificación razonable van a ser multadas”.

“Estas actitud del gobierno que se preocupa más de estar haciendo campaña por el Apruebo, de forma descarada desgraciadamente, con recursos de todos los chilenos, llama la atención cuando la legitimización de este plebiscito requiere de que participe toda la ciudadanía”, cerró.

Esta no es la única denuncia que pesa sobre el gobierno por su rol de difusión de información en el marco de la campaña del plebiscito. El pasado 19 de julio el Partido Republicano -junto al excandidato presidencial de la tienda, José Antonio Kast- acudió al organismo a denunciar al gobierno por “intervencionismo electoral”.

Días después de dicha ofensiva, la Contraloría inició una investigación especial en La Moneda y constituyó un equipo en terreno. La indagatoria ha estado centrada en la cartera de la Secretaría General de Gobierno (Segegob), que encabeza la ministra Camila Vallejo, que es la que se ha encargado de la ejecución de la campaña que impulsa esa cartera denominada “concepto creativo y producción audiovisual en el marco”, la que corresponde a la de Chile Vota Informado.

/psg