La misión de exploración Mars Express, de la Agencia Espacial Europea (ESA, por sus siglas en inglés), capturó en Marte la imagen de un cráter con la forma de un ojo abierto y una anchura de 30 kilómetros, informó la institución el pasado miércoles.

El accidente geográfico, sin nombre hasta ahora, se encuentra en la región marciana conocida como Aonia Terra, una zona de tierras altas en el sur del planeta. Se ubica en un paisaje de canales sinuosos que por sus formas agrietadas evocan las venas de un ojo humano y podrían haber transportado agua por la superficie hace unos 3.500 a 4.000 millones de años.

Gracias a la degradación de colores en los que ESA ha descompuesto la imagen, tomada el pasado 25 de abril, se puede notar que estos canales parecen estar parcialmente llenos de un material oscuro, y también puede apreciarse cómo algunos de ellos se encuentran elevados sobre la tierra circundante. Como posibles explicaciones, la agencia señaló que quizás sedimentos resistentes a la erosión se asentaron en el fondo de los canales cuando el agua fluyó a través de ellos, o los canales se llenaron de lava más adelante en la historia de Marte.

La imagen reveló muchos colores diferentes en la superficie que circunda el accidente geográfico, lo que sugiere que esta región del planeta rojo está formada por una variedad de materiales.

Cráter con forma de ojo humano ESA/DLR/FU Berlin

Cercano al paisaje que muestra la imagen se encuentra el cráter Lowell, de 200 kilómetros de ancho, que se formó hace 4.000 billones de años, en un periodo en que una gran cantidad de asteroides se estrellaron contra los planetas rocosos.

Mars Express ha estado orbitando Marte desde 2003, tomando imágenes de su superficie, mapeando sus minerales, identificando la composición y circulación de su tenue atmósfera, sondeando debajo de su corteza y explorando cómo interactúan diversos fenómenos en el entorno marciano.

/psg