Durante esta jornada se rechazó la Cámara de Diputados dejó sin efecto la acusación constitucional contra la ministra del Interior Izkia Siches. Esto ya que la cuestión previa se acogió con 84 votos a favor, 57 en contra y 2 abstenciones.
Este libelo nació a partir de las acusaciones del Partido Republicano, que indicaron que la jefa de gabinete comprometió “gravemente el honor de la Nación”, y la seguridad de la misma. Además, de “infringir la Constitución y las leyes, y por haber dejado estas sin ejecución”.

Tras la votación, el diputado Gaspar Rivas acusó al Gobierno de haberle ofrecido “más atención” a cambio de hacer caer la acusación contra Siches.

El PDG no se vende por atencioncitas de primer ni último minuto. Estamos aquí para defender a la gente, no para defenderle el cargo a una ministra que ha hecho pésimo su trabajo”, dijo el parlamentario.

“Afuera la gente está pidiendo seguridad, mano dura, y aquí una parte de la derecha, para salvar seguramente a un expresidente, está salvando a una persona que nunca debería haber sido ministra del Interior. A lo sumo de Salud”, sostuvo.

A través de redes sociales, personeros del Partido Republicano han sostenido los mismos dichos. El diputado Luis Sánchez Ossa indicó que “PDG acaba de acusar que la Ministra del Interior les ofreció ‘especiales atenciones’ a cambio de votar para protegerla. La Ministra tiene que dar explicaciones. ¿Cuales son esas ‘atenciones’?”.

/gap