El sexo virtual o sexting consiste en la práctica de compartir mutuamente con otra persona fotos, videos y audios con contenido sexual. También, se pueden considerar las videollamadas parte de esta modalidad de relaciones íntimas.

Aunque esta estrategia para alcanzar el placer sexual es practicada desde principios del milenio con la democratización del internet, es desde la emergencia sanitaria provocada por el Covid -19 que se hizo muy popular. No obstante, es importante tener algunas precauciones si se desea evitar que este tipo de contenido íntimo se viralice en la web.

Bloquear el celular y si es posible, encriptarlo

Aunque la mayoría de personas mantienen sus dispositivos bloqueados ya sea con reconocimiento facial u otro mecanismo, no está de más recomendar que se debe mantener algún sistema de seguridad en los teléfonos, esto como prevención por si se llegan a perder. Así mismo, se pueden buscar en internet maneras de encriptar los celulares para que sea más difícil acceder a ellos y a la información que contengan.

Agregarle contraseña a la galería

Puede ser que en algún momento se tenga que prestar el celular a un amigo, familiar o incluso alguien no tan allegado, por lo que se recomienda restringir el acceso a la aplicación de las fotos del dispositivo.

Desactivar la copia automática de Google Fotos y otros

La mayoría de los teléfonos Android modernos vienen con la opción activada para subir las imágenes al servicio de Google de manera predeterminada, algo que es muy útil para ahorrar espacio en el dispositivo, excepto cuando se realizan fotos de “nudes” o se reciben de la otra persona.

Es pertinente desactivar la copia automática de la galería del teléfono a Google Fotos, ya que a este servicio de almacenamiento en la nube se puede acceder desde cualquier dispositivo, dejando muy accesible contenido íntimo que se haya intercambiado.

Activar los mensajes temporales en las plataformas de mensajería

Normalmente, este intercambio de contenido sexual se realiza por medio de plataformas de mensajería como WhatsApp o Telegram, por lo que sería preciso activar los mensajes temporales para que se autodestruyan después de un límite de tiempo, con esto se evita que la otra persona o un intruso guarde y reproduzca las fotos y videos en otros contextos.

Así mismo, se puede activar la función que deja ver el mensaje enviado una sola vez, esta opción está disponible en WhatsApp y otras aplicaciones de Meta como Instagram. De igual modo, se puede buscar una herramienta que impida tomar capturas de pantalla al contenido que se envía, aunque WhatsApp ya trabaja en esta posibilidad.

Cómo evitar ser reconocido

El sexting no siempre tiene porque realizarse con una persona de extrema confianza, pues puede funcionar de la misma manera que el sexo casual, no obstante, a varios usuarios de internet les preocupa ser reconocidos en fotos o vídeos subidos de tono, por ello aunque este tipo de relaciones pueden llegar a ser muy placenteras, se recomienda tener precaución para no ser identificado, a no ser que se trate de alguien exhibicionista.

En este sentido se recomienda no mostrar en el contenido las partes del cuerpo más características de sí mismo, como lunares, tatuajes y obviamente la cara, también, es sugerible enviar los videos sin sonido para que no reconozcan la voz. De la misma manera, es importante grabarse en fondos neutros como paredes blancas, si no se desea ser identificado.

Por último, es importante resaltar que al igual que el sexo tradicional, enviar y recibir contenido íntimo debe ser acordado por ambas partes. Presionar a alguien para que envíe fotos y videos es acoso sexual, al igual que enviar este tipo de mensajes sin haber recibido un previo consentimiento de la otra persona.

Finalmente, es importante mencionar que si se es amenazado por cualquier persona con divulgar algún tipo de contenido sexual, se debe denunciar ante las autoridades de cada país.

/psg