El economista y expresidente del Banco Central, Vittorio Corbo, abordó hoy la compleja situación del mercado laboral de la región debido al impacto del coronavirus, advirtiendo que este problema se convierte en pobreza y esta, a su vez, en presión social.

Durante su participación en el seminario “En perspectiva: Una economía difícil” organizado por Icare, el académico y director de empresas dijo que la delicada condición de la actividad “va a crear un ejército de desempleados y eso es un caldo de cultivo para más malestar social”.

A su juicio, el mayor desafío para la autoridad y las políticas públicas se presenta a la hora de definir qué caminos utilizar para reincorporar a ese creciente segmento de desempleados.

Aunque destaca que el modelo chileno ha sido exitoso, comentó que el mercado laboral del país se acerca un número de tres millones de desempleados y una fuerza laboral de nueve millones de personas. Sobre este punto en particular, Corbo dijo que cuando se reincorpore la gente que se ha retirado, “vamos a tener un salto tremendo en el desempleo”.

El experto sostuvo que esta realidad se replica en otros países de la región como Colombia, Perú y Argentina.

Para Corbo la clave está en acelerar la creación de empleo, por supuesto, partiendo con la reactivación progresiva de actividad y de la inversión en obras públicas y privadas, seguido finalmente de mecanismos complementarios que incentiven la contratación.

“De las mitigaciones para mantener el consumo, ahora hay que pasar a un sistema de subsidios para la contratación de trabajadores”, afirmó el economista, quien a continuación agregó que eso “requiere un esfuerzo de redimensionar todos los incentivos para contratar a las personas”.

Lo anterior, además, debe ir de la mano de un sistema de capacitación para que esa masa laboral afine o absorba nuevas competencias que le permitan integrarse al mercado laboral formal nuevamente.

/psg