Tras la reunión de Comités que celebró esta tarde el Senado, se determinó que la acusación contra el Presidente Sebastián Piñera se comenzará a analizar en una sesión especial citada para el próximo martes 16 de noviembre.

De acuerdo con lo detallado por el secretario de la Corporación, el análisis se dividirá en dos sesiones, una que se realizará de 9 a 13 horas y otra que se convocó para las 15 horas y se extenderá hasta el fin de la votación.

En esta oportunidad, eso sí, la comisión de diputados que defenderán el libelo tendrán sólo 60 minutos para exponer y luego será el turno del abogado del Mandatario, quien tendrá el mismo tiempo para intervenir.

Luego habrá tiempo para una réplica de los diputados, y para la eventual dúplica del defensor, ambas con una extensión máxima de 45 minutos.

Para argumentar su postura, en tanto, cada senador tendrá 15 minutos.