El Chelsea es el nuevo campeón de la Champions League tras doblegar en Oporto a un Manchester City que nada pudo hacer ante un conjunto que fue superior en todos los aspectos. Tras la final del torneo, las redes tenían claro quién era su objetivo de sus chistes: el español Pep Guardiola.

Y es que la Champions League se le vuelve a escapar a Guardiola. Una década después de levantar su última ‘Orejona’ con el Barcelona, el de Santpedor ha tenido su mejor ocasión para ganar su tercera Champions llevando al Manchester City a la final de la competición por primera vez en su historia. No obstante, su ‘ataque de entrenador’ previo al partido, con una alineación sin mediocentro ni delantero, pudo lastrar al equipo.

Guardiola aseguró que se sentía orgulloso por que su equipo haya llegado hasta aquí tras una “temporada excepcional”; dijo que no tenía reproches para sus jugadores ya que era su primera final. Sin embargo, desde que Pep aterrizó en Manchester el City se ha gastado unos 1.000 millones de euros en fichajes y las vitrinas siguen vacías de títulos internacionales.

Los mejores memes de la Champions League

/gap