El Gobierno mantuvo su postura y reiteró la inocencia del presidente Sebastián Piñera en el llamado caso Dominga, cuestionando la decisión de la Fiscalía Nacional, que abrió una investigación de oficio al considerar que aparecieron nuevos antecedentes de una indagatoria que se había cerrado en 2017.

En una declaración pública, la Presidencia reiteró que “existe un pronunciamiento de las máximas autoridades del Poder Judicial, que constituye cosa juzgada en relación a que los hechos investigados no constituyen delito y a la inocencia del presidente Sebastián Piñera“.

“Nada de esto ha cambiado y no existe ningún elemento distinto, por lo cual resulta difícil comprender la decisión tomada hoy por el Ministerio Público“, agregó el texto.

La Moneda añadió que “los antecedentes de la venta de la participación de Minera Activa Uno en Minera Dominga, en la cual miembros de la familia del presidente -al igual que muchos otros inversionistas- tenían una participación indirecta y no controladora, están incluidos en la carpeta de investigación, mediante correos electrónicos y del documento denominado ‘Acuerdo’, tanto en forma digital como impresa“.

“La resolución del Tribunal de Garantía fue apelada ante la Corte de Apelaciones de Santiago, la cual confirmó en forma unánime el sobreseimiento definitivo. Es más, dicha Corte señaló que no divisaba una expectativa razonable de que hayan ocurrido realmente delitos o que puedan ser descubiertos en el futuro. Adicionalmente, el querellante dedujo un recurso de queja ante la Corte Suprema, el que fue desestimado de plano en forma unánime”, complementó.

El Ejecutivo mencionó que “además, el tribunal condenó en costas al querellante por no haber tenido motivo plausible para litigar y por no haberse acogido ninguno de sus planteamientos”.

Junto con esto, la Presidencia conservó los argumentos entregados durante los últimos días, asegurando que el jefe de Estado se desligó de la administración de todas sus empresas en 2009, antes de asumir su primera administración. También aseguró que Piñera “no tiene ni nunca ha tenido participación alguna” en la gestión del proyecto y que no ha hecho ninguna acción directa en relación a Dominga.

“Por estas razones, discrepamos con lo señalado por la Fiscalía, en orden a que la venta de Minera Dominga, incluyendo su forma de pago, saldo de precio, plazo y condiciones, no haya sido conocida por la Fiscalía, por el Juez de Garantía y por la Corte de Apelaciones, los cuales decretaron el sobreseimiento definitivo y la inocencia del Presidente Piñera”, señaló el Gobierno.

El fiscal nacional Jorge Abbott ordenó analizar un antecedente sobre la compraventa del proyecto entre la familia Piñera y el empresario Carlos Alberto Délano en las Islas Vírgenes Británicas, el que se conoció a través de la investigación periodística internacional sobre los Pandora Papers.

/psg